Una Garbo Girl en Miami (Vacaciones con los padres parte 1)

Hace varios meses tenía un viaje planeado con mis padres, pero por algunos contratiempos de salud tuvimos que retrasarlo un poco.  Finalmente nos organizamos para escaparnos por unos días a Miami y a New Orleans y aprovechar para celebrar el cumpleaños de mi mamá.

Viajar con los padres cuando ya uno es adulto y le toca planear todo el itinerario puede ser un poco estresante, pues queremos que ellos pasen un buen rato y toca encontrar esos puntos medios de las cosas que todos disfrutemos, ya que hay muchas actividades durante los viajes que quizás a mi me encantaría hacer pero que ellos no encontrarían muy entretenidas o adecuadas a sus gustos. Para mi las dos cosas más importantes eran encontrar un hotel cómodo donde ellos pudieran descansar, que fuera bastante céntrico y también tener actividades para todos los días.

Mi estrategia fue planear desde Panamá una o dos actividades por día y buscar con anticipación opciones buenas e interesantes para almorzar y cenar.   Pero lo más importante fue prepararme para los imprevistos con paciencia y siempre con un plan B, especialmente porque mis padres tienen un horario súper estricto con sus comidas y en eso somos totalmente diferentes. Yo no soy la persona más organizada a la hora de comer y a veces desayuno tan tarde que ya lo pego con el almuerzo (por eso amo el concepto del brunch.) Además, ellos son súper mañaneros y yo soy completamente nocturna así es que me tocó adaptarme a ellos.

Día 1

Aterrizamos en Miami, retiramos el carro de alquiler y llegamos al  Atton Hotel en Brickell,  es un hotel muy bonito y súper céntrico.  Yo tenía planeado almorzar en otro restaurante que había visto online pero como ya ellos tenían mucha hambre almorzamos en el hotel (Como les dije, el horario de comidas para ellos es sagrado y tocaba respetarlo) Sin embargo, la comida estaba deliciosa y la atención aún mejor así es que salió muy bien. En los viajes hay que ser flexibles y estar dispuestos a adaptarse y disfrutar de los cambios espontáneos.

Luego nos fuimos a Wynwood.   Yo tenía muchas ganas de conocer este distrito que se ha convertido en un centro de arte lleno de espacios alternativos, galerías, estudios, ateliers y espacios para importantes colecciones y museos.

img_20181112_203549_1522646666759611827422.jpg
Combinando con las paredes de Wynwood.  A la hora de hacer mi maleta me gusta planear los looks con el itinerario del día y porqué no, combinarlos con el entorno.  Vestido y aretes: Garbo by Greta

20181112_1706036233565548527200364.jpg

20181112_1718428796612022644393292.jpg
Mis compañeritos de viaje 😉

20181112_1719485849538153623356131.jpg20181112_1713031041457452378548650.jpg20181112_1717396283871393263501014.jpg20181112_1722118074500517157027687.jpg

Aunque los murales se han extendido por toda la zona, uno de los espacios más visitados sigue siendo la muestra de arte callejero Wynwood Walls, iniciada por Tony Goldman, que tras sus inversiones en la mejora de SoHo en Nueva York y de Miami Beach, convirtió Wynwood en su tercer gran proyecto. Esta exposición en forma de parque ofrece al visitante espectaculares murales pintados en las paredes de antiguas fabricas.

La verdad es un espacio increíble y hermoso para caminar, comer algo y tomarse muchas fotos.  Es uno de los spots favoritos de los Instagrammers locales porque los veías en cada esquina con toda la producción y fotógrafos profesionales incluidos.

20181112_1728512234862995289468498.jpg

Los padres estaban fascinados disfrutando del buen arte callejero.

20181112_1739337940663623306952912.jpg20181112_173316-01296342751800608036.jpeg

20181112_1727292184891181327214399.jpg

20181113_1501565583464616334794177.jpg

Además encontré en una vereda una tienda pop up vintage muy especial llamada Contrabando Miami (De esta tienda y de la otra que visité hablo en más detalle en mi post anterior y más abajo les dejo el link)

Cenamos en Brickell en un restaurante argentino. Les cuento que yo me quería quedar más tiempo pero ya mis compañeros estaban cansados y nos regresamos al hotel.  Otro tip importante cuando se viaja con los padres es quedarse en un lugar que tenga un buen bar ahí mismo o alguno cerca para tomarse una copa o pasar un tiempo relax con uno mismo y un buen libro mientras ellos duermen.

Día 2

Hoy fue el día para hacer shopping.  Les confieso que no me gusta meterme en un mall cuando me voy de viaje, me aburro y siento que estoy perdiendo el tiempo en las mismas tiendas que puedo encontrar en Panamá u online, en lugar de estar disfrutando de nuevas experiencias en la ciudad en la que estoy.  Pero si hay algo que amo y que no consigo fácilmente en mi país es la ropa vintage.   Por eso hice una investigación de algunas de las mejores tiendas vintage en Miami y terminé en Fly Boutique. Mis papás estaban encantados porque era una tienda que tenía cosas interesantes para los dos. Muebles y antigüedades para mi papá y buena moda vintage para mi mamá. Como les comenté, en el post anterior hablo mucho más de mi experiencia y mis compras en esta tienda y en Contrabando Miami.  Aquí les dejo el link:

Mis nuevos tesoros vintage

20181113_1325194640957357891313631.jpg

img_20181114_080456_3067954361650316143541.jpg
Un outfit cómodo para caminar y hacer vintage shopping.  Tshirt y cuff: Garbo by Greta / Jeans: Express / Aretes: Divina Obsesión / Cartera: Carolina Herrera / Zapatillas: Aldo

Luego fuimos a almorzar a Via Verdi un restaurante italiano que yo había visitado en un viaje anterior y estaba igual de delicioso que la última vez. Full recomendado.

20181113_1346355513338574176122874.jpg
Pasta heaven

20181113_2127332449157317652123363.jpg

Por la noche fuimos a caminar y a cenar por Lincoln Road.  A mi papá le encanta el vibe de South Beach y este spot no se podía quedar por fuera en la micro visita a Miami.

20181113_2126335398600689497020647.jpg

img_20181114_195753_4702226139358636891815.jpg
Miami Nights. Vestido bomber y aretes: Garbo by Greta

Día 3

La razón principal de este viaje era para celebrar el cumple de mi mamá y celebrar la vida y la salud de ambos, por lo que dentro del itinerario, la prioridad era llevarlos a lugares que le hicieran mucha ilusión.  Mi mamá tenía muchas ganas de conocer el Santuario de la Virgen de Schoenstatt que queda como a una hora del centro de Miami en un área preciosa de huertas y sembradíos de girasoles y árboles frutales.  Estábamos un poco estresados por no poder llegar pero gracias al GPS (Jamás me hubiese atrevido a manejar sin él, era un must en el viaje porque yo me pierdo hasta adentro de mi casa) llegamos sin ningún inconveniente y a tiempo para la misa.  Mi mamá estaba como niña en Disney y su felicidad nos contagió a todos.

20181114_112603228330498049317009.jpg20181114_0946012131628547160346531.jpg

 

20181114_112222-021365974744122481522.jpeg
Cuando viajo me olvido de los tacones y combino casi todos los looks con zapatillas y flats.  Jumpsuit y aretes: Garbo by Greta

En la tarde saqué un tiempo para ir a Brickell City y encontrarme con mis amigas de la universidad y tratar de meter en una cena y una botella de vino todos los cuentos que teníamos pendientes de todos los años sin vernos.  El tiempo se pasó volando y quedó mucho por contar pero valió la pena.

2018111422987334440490996867156038163083518943.jpg
Recordando nuestros tiempos de estudiantes de Fashion Design.

Día 4

El último día decidí ir a un lugar que siempre había tenido en mi lista de pendientes: Villa Vizcaya.

Villa Vizcaya es una mansión museo que se encuentra en el centro de Miami, en Coconut Grove.  Fue la residencia invernal de James Deering desde 1916 hasta 1925 y fue abierta al público como Museo de Arte del Condado Dade en 1953

Su diseño arquitectónico se inspira en el estilo neorrenacentista italiano del siglo XVI y se parece especialmente a la villa Rezzonico en Bassano del Grappa. Sus más de 70 amplias y majestuosas salas están llenas de obras de arte europeo, asiático y americano, algunas de ellas con más de dos mil años de antigüedad.  Su enorme jardín de casi 50 acres está lleno de árboles, flores, veredas y miradores (y para mi absoluto terror muchas iguanas y lagartijas. Pero no me vencieron, logré esquivarlas un poco y disfrutar del paisaje.)

Vizcaya conserva casi todos los muebles y piezas artísticas originales adquiridos por Deering en sus viajes por Europa. La decoración de su casa evoca lugares y tiempos lejanos, mientras que los elementos de construcción (granito, coral, etc.), las plantas y el terreno, reflejan el deseo que Deering tenía de presentar a Miami como un paraíso. Los jardines son notables porque son una mezcla entre la estética europea y la exuberancia subtropical de la Florida.

Es un lugar increíble, un tesoro de arquitectura, arte e historia en el centro de Miami.

20181115_093855-011959447829050866816.jpeg20181115_103523-013912889879717093562.jpeg

Mi papá y yo somos unos geeks de la historia y las antigüedades por lo que estábamos más que emocionados disfrutando y revisando con calma todos los detalles de este lugar.

20181115_1040181183045956094834772.jpg20181115_1033082254395009047680178.jpg

20181115_0942032060370412649253521.jpg

20181115_1020203204158274912538528.jpg

2018111524062915773774770548868434710913656124.jpg
Me quería quedar aquí todo el día.  Falda de polka dots y blusa: Garbo by Greta

20181115_1044061984217486027510807.jpg

20181115_104643-017560940307993522063.jpeg

Deering construyó una mansión con la última tecnología y lujos de la época y quería que desde que sus invitados llegaran se sintieran en un lugar mágico, que les recordara Venecia.  Por eso mandó a construir un muelle en la bahía Biscayne con forma de barco y cuando sus invitados llegaban los conducía en góndolas hasta la entrada de la mansión.

Si quieren conocer más acerca de esta joya,  les dejo el link de su página principal

http://vizcaya.org/home.asp

Luego de disfrutar del lujo y la magia de Villa Vizcaya fuimos al hotel a hacer check out y nos montamos en un avión para seguir con nuestras vacaciones.

En el próximo post les cuento cómo nos fue en nuestra siguiente parada y el regreso a una de mis ciudades favoritas: New Orleans

Have Fun with Fashion….And Travels

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Me quedo con esa imagen de greta esquivando iguanas y disfrutando de la historia en villa vizoaya con sus adorables padres. Que belleza, que siga la aventura!

    1. GretaBayo dice:

      Jajajajajaja no tienen idea les salía huyendo y la gente se me quedaba mirando pero es un lugar maravilloso. Este viernes subo la segunda parte en New Orleans 😊

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.